Una agresión homófoba múltiple en la playa del Somorrostro de Barcelona que terminó con una brutal paliza, tres heridos y un joven operado en el hospital de urgencia por rotura maxilofacial –la víctima ha perdido casi todos los dientes–. “Si me levantas la ceja, te rajo el cuello”, gritaron este grupo de energúmenos extremadamente violentos. Insultos de “maricón de mierda” a otro joven en el barrio de Gràcia y unas horas más tarde, un nuevo ataque físico en el Eixample.

Seis víctimas en tan sólo 48 horas. ¡Y no hay ningún detenido! En Barcelona ya se han contabilizado 28 incidentes homófobos en lo que llevamos de año. En los últimos años, las palizas, agresiones verbales, insultos… se han multiplicado de forma dramática. En 2019, las denuncias por delitos de homofobia aumentaron un 58% en Barcelona y en 2020 un 15% en toda Catalunya.

Desde Libres y Combativas enviamos todo nuestro apoyo a los compañeros agredidos y denunciamos la impunidad con la que cuentan nuestros agresores. No basta con condenar públicamente, como se han limitado a hacer desde el Ayuntamiento de Barcelona, sino en tomar medidas contundentes contra la impunidad de quienes nos golpean, humillan y persiguen por nuestra orientación o identidad sexual. ¡Juicio y castigo ejemplar a todos ellos!

Al volver a casa queremos ser libres, no valientes.

Volver

IR

SE

201008_3.jpg

  Adquiere aquí esta publicación