Desde Libres y Combativas hacemos un llamado de solidaridad para exigir justicia y sentencia ejemplar en contra de un violador reincidente que atacó por lo menos a diez mujeres en la Alcaldía de Iztapalapa, entre ellas, una de nuestras compañeras. Actualmente se encuentra detenido y en proceso.

Firma aquí la siguiente resolución:

 

Durante casi tres años hemos lanzado la campaña #NoEstasSola, con el objetivo de conseguir justicia para las víctimas de este violador. Como el resto de víctimas de violencia machista, nos hemos encontrado una y otra vez con la revictimización desde las instituciones de justicia que reproducen y ejercen el machismo sin la más mínima vergüenza, además resistimos la negligencia, corrupción y alargamiento de los procesos que convierten el transcurso de la denuncia en una tortura mayor para las denunciantes y sus familias.

Gracias a la lucha organizada y a la movilización conseguimos que el criminal este tras las rejas esperando la sentencia de al menos 4 denuncias más. Hemos realizado más de 8 mítines, entregado más de 300 firmas, establecido denuncias hacia derechos humanos y un sin fin de acciones pero, la lucha aún no termina.

la postración del aparato de justica capitalista ahora se agrava bajo el pretexto de la emergencia sanitaria. Esto no es un caso aislado, sino un problema estructural en todo el sistema que se supone debe impartir justicia. Estas prácticas de negligencia, omisiones y violencia institucional terminan siendo un factor de desgaste y muchas veces, causan el desistimiento de los procesos legales iniciados por las denunciantes.

Los abajo firmantes exigimos se sentencie de manera ejemplar, pues hasta ahora el mensaje enviado por parte del poder judicial, debido a su impunidad, es que nuestras vidas no importan. Basta con revisar los resultados de la impartición de justicia donde se expone que sólo el 5% de las denuncias obtienen algún tipo de sentencia. En los casos de violación sexual son sentencias ridículas, la máxima es de 17 años en comparación con el secuestro que llega hasta los 90. Es claro que para el sistema de justicia capitalista es más grave atentar contra la propiedad privada que violentar los cuerpos y arrebatar las vidas de las mujeres.

Queremos arrebatar al sistema judicial actual un poco de justicia que esta sociedad nos ha negado. Sabemos que ninguna sentencia repara el daño causado o devuelve las vidas de las mujeres y niñas asesinadas por la violencia machista, pero nos permite mandar el mensaje de que nuestros cuerpos y vidas importan y que las defenderemos sin tregua derrotando a la justicia machista y clasista. Necesitamos sentencias ejemplares en casos de feminicidios, violaciones sexuales y delitos lgtbfóbicos ¡Ya!

Sin embargo, la única manera de detener de fondo toda la violencia machista, capitalista y patriarcal es a través de una lucha a fondo contra el sistema que alimenta la pobreza, la degradación social, el racismo, la misoginia y la lgtbifobia.

Por eso al mismo tiempo que llamamos a arrebatar justicia pugnamos por extender la solidaridad y la fuerza del movimiento feminista revolucionario, de la mano de las luchas de los oprimidos que se desarrollan en todo el país. Si algo hemos aprendido es que nuestra fuerza está en las calles, no tenemos ninguna confianza en la justicia patriarcal y por este motivo volvemos a pedir solidaridad, apoyo y colaboración a través de las siguientes acciones:

  • Firma esta resolución de solidaridad en exigencia de una sentencia ejemplar. ¡Las vidas de las mujeres importan!
  • Sumándose al mitin por sentencia ejemplar el viernes 12 de noviembre a las 13hrs, afuera del Reclusorio Oriente, CDMX.
  • La difusión de esta campaña en todos los medios a su alcance, o enviarnos fotos, videos y/o resoluciones de apoyo.

¡Ni perdón, ni olvido, castigo ejemplar a los feminicidas, violadores y lgtbicidas!

Volver

IR

SE

201008_3.jpg

  Adquiere aquí esta publicación